– Cuidado con el lavado

Hay que seguir al pie de la letra los signos de lavado, ya que si no lo hacemos así, puede ser que las telas se endurezcan o deshilachen provocando rozaduras o desgaste prematuro en las prendas del bebé  

 

– Le compraste ropita nueva

Lávala o llévala a lavar antes de ponérsela, ya que no sabemos los gérmenes tiene de la tienda de donde la compraste

 

– Secando la ropa

Cuando seques la ropita, hazlo en un lugar fresco y ventilado, también sacude la ropa para verificar que no haya ningún insecto dentro

 

– Con tu bebé llegarán miles de manchas

Los niños cada 2 minutos se manchas y no de cualquier cosa, puede ser de: pipi,  leche,  pintura, dulces o simplemente de lo que encuentran y es muy normal pero si no quieres batallar con montones de ropa sucia lleva la ropita a la tintorería y evítate horas de lavado

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *